fbpx
Skip to content Skip to footer

Nos Dormimos en un Mundo para Despertar en Otro.

Tiempo de lectura 3 Minutos

De repente a Disney se le fue la magia, París ya no tiene encanto y romanticismo y NY no está repleto de gente y que decir de Italia, China y otros lugares turísticos. Nos dormimos en un mundo para despertar en otro.

Los abrazos y besos hoy dicen son un arma, a caso, ¿ese beso o abrazo no te mató alguna vez?. Ya no visitas a tus padres o abuelos ¿alguna vez lo hiciste y con ganas?

De repente te diste cuenta que el poder, la belleza y el dinero son inservibles, ya que no puedes comprar oxígeno que llene tus pulmones (algunos de nosotros siempre lo supimos), pero otros recién se han dado cuenta y han comenzado a despertar.

El planeta no se detiene y sin nuestros actos desmedidos es aún más hermoso.
¿A caso nosotros no hemos sido su propio virus, pensando, sintiendo y haciendo cosas dañinas?.  No lo dejamos respirar, y contaminamos las aguas, el cielo. Matamos sin discriminación nuestra fauna, depredamos la naturaleza y muchas atrocidades utilizando armas para matar a nuestro propio hermano.

Sumemos a Otros

Es momento de que tú, en tu individualidad te des cuenta y sumemos a otros.  Este planeta es nuestro, no como su dueño, no como su maestro, sino como nuestra casa,  y tú como mi hermano amado o hermana amada, no como mi enemigo o enemiga.

Eso nos dijo nuestro más querido hermano espiritual, no hay religiones, no hay templo físico, mas el templo en tu corazón está. Seamos conscientes y cuando volvamos a nuestra vida, que esta no siga siendo una rutina,  despertemos para iniciar un mundo nuevo.

Algunos piensan que el planeta nos dice ¡¡Hey humano!! “No eres necesario, mira el agua, el aire, la tierra, el cielo, sin ti es más limpio y puro” pero se equivocan, ya que el Alma de Gaia es una sola, diseminada en todos sus fractales “Nosotros” .

Aprendamos la Lección

Debemos aprender la lección, con dolor, con hacinamiento, enjaulados,  para que meditemos como se sienten aquellos animalitos y nuestra madre tierra con todo el daño que causamos, a ella y a nosotros mismos.
Esto recién empieza, vendrán cosas peores y debemos estar unidos. Muchos partirán y debemos estar felices, por lo que fueron e hicieron,  muchos llorarán y deberemos prestar consuelo y otros no entenderán, porque su momento aún no ha llegado.

Por eso, medita en ti, en tu corazón, cómo puedes ayudar a otros desde tu silla. Una palabra de amor, un gesto, o enviando tus pensamientos más bellos al universo. Hecho está.

Bendiciones a todos. Como siempre te pedimos que compartas, comentes y practiques. Nos encantaría que nos siguieras en @lacajitadelosmilagros tenemos muchas frases y artículos para ti.

Donar

 2,259 vistas totales,  3 vistas hoy

¿Cuál es tu reacción sobre este artículo?
1Genial0Malo0Feliz0Triste

Agregar Comentario